milescapadas

Cuando visité Edimburgo

Edimburgo

He recorrido más del 50% de la Isla de Inglaterra, y de todos los lugares que he llegado a ver, me quedo sin duda con Edimburgo.

Estuve hace 8 años, por aquellas vivía en Londres y como mi objetivo era viajar de la manera más económica posible, un amigo vio una oferta de autobús desde Londres por 3 libras cada uno y allá que nos fuimos. Tardamos 8 horas, eso si…

Ya solo pisar la ciudad descubres que es como estar en un cuento. Hay varias cosas que visitar, como el Castillo, que el único acceso para verlo de cerca es subir montañita, y ojo, hay que estar en forma, pero merece la pena…

La calle más famosa de la capital escocesa es la Royal Mile, empieza en el castillo y acaba en el palacio de Holyroodhouse. Mide más de 1 km y medio de largo, eso si, al recorrértela descubres muchos callejones, patios y bares típicos donde disfrutar de lo mejor que tiene Edimburgo, la música en directo. Me sorprendió que no sea necesario tener que acudir a un concierto determinado para que puedas tomarte un café mientras escuchas a un artista de cualquier género musical cualquier día, en cualquier lugar.

Si quieres ver lo típico escocés, como hice yo, levántate pronto y encuentra un bar alejado y siéntate a desayunar  entre tipos escoceses que se van a la obra a currar. Pide un desayuno típico escoces, tendrás para todo el día. Ponen beacon, huevos, las típicas “beans” (judías) con tomate, hongos fritos, pan, tomate plancha, mantequilla, diferentes mermeladas y los “haggies” , que es una especie de salchicha salada que tiene carne, sal y especias, físicamente se parece a la morcilla. ¡Todo un espectáculo de calorías! Digo yo que será para aguantar el frio…

Edimburgo

Si tienes tiempo ve a Cámara Oscura de Edimburgo, es un lugar donde proyectan imágenes de la ciudad a través de varios espejos reflectores situado en un cuarto sin nada de luz encima de una torre, es divertido.

Bueno deciros que esta ciudad para mi tiene un encanto especial, es como pertenecer a una historia medieval  junto al encanto contemporáneo artistístico y cultural. La recomiendo totalmente, y si encima puedes visitarla durante el Festival de Edimburgo, mejor, te va a encantar.

Os dejo varias imágenes de mi viaje…

Responder

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como">*